miércoles, 26 de agosto de 2015

Hoy siento que los años llegaron a mi puerta



Hoy siento que los años llegaron a mi puerta
Simplemente llegaron
Todos en una sola fila
Poblando mi cabello de fantasmas
Huellas de la brisa en mis cuencas 
Donde antes habían ojos abiertos
Mi cuerpo se volvió arco
acariciando cuerdas de una viola
Notas tristes en medio de pasos lentos
Al final del pasillo una sombra proyectada
asoma su índice señalando hacia mi corazón
Veo caer la arena del tiempo sin poderla detener
solo el sonido de un tambor marca los minutos
Aquí estoy...
Cargando mis propias cicatrices
Mis mejores poemas
Mis huesos
Humberto Roa Aguilar
@poetandante

2 comentarios:

  1. Un poema interesante, reflexivo, íntimo. Las cicatrices que nos van quedando... Me recordó una canción que decía que, las cicatrices siempre lucen en el alma...
    Salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias por el comentario.... un abrazo desde la poesíA

      Eliminar